EL PUENTE SOBRE EL RÍO KWAI. PEDRO MORENO BRENES


 
EL PUENTE SOBRE EL RÍO KWAI
He vuelto a ver, "El puente sobre el río Kwai", magnífica película dirigida en 1957 por David Lean; tiene como trasfondo histórico el hecho real de la construcción de la línea de ferrocarril de Birmania por miles de personas, entre ellas muchos prisioneros ingleses, holandeses, norteamericanos y australianos. Ganó siete Óscar y entre sus intérpretes principales se cuentan Alec Guinness, Sessue Hayakawa, Jack Hawkins y William Holden.


Basada en una la novela de Pierre Boulle, los autores del guion, Carl Foreman y Michael Wilson, estaban en la lista negra de la caza de brujas anticomunista impulsada por el senador McCarthy, por lo que tuvieron que trabajar en secreto. En 1985, la Academia concedió un premio póstumo a los dos guionistas.
La Marcha del Coronel Bogey es una melodía militar británica que los prisioneros ingleses, bajo vigilancia de los japoneses, silbaban al desfilar y que sirve de banda musical de la película.

A pesar de los horrores de la guerra, es un buen homenaje a esa generación de jóvenes que le tocó parar los pies a la criminal máquina militar del Eje (nazis, fascistas y militaristas japoneses); millones lo pagaron con sus vidas, Es evidente que el mundo hubiera sido otro, mucho peor de lo que ya es, sin ese sacrificio.