DISPARATES A IZQUIERDA Y DERECHA. JAVIER RECIO


DISPARATES SOBRE LA GUERRA CIVIL
Cualquiera diría que han pasado 75 años desde que estallara la Guerra Civil en España. Esta semana se han producido auténticos desmanes a diestra y siniestra, propios de otra época. Para empezar lo que iba a ser un homenaje a los que sufrieron la 'Desbandá' por la carretera de Almería se convirtió en todo un juicio sumarísimo contra el alcalde de Málaga, cuya provocación bélica fue aceptar una invitación para asistir al acto. Sonaría a broma, si no fuera porque es patética, la explicación que ha ofrecido el secretario general de la Agrupación de El Palo para justificar sus críticas al regidor.


Mariano Ruiz, que aunque parece muy republicano pertenece a toda una dinastía de dirigentes socialistas que heredan el cargo, afirmó que se invitó a De la Torre con la intención de que no fuera. Sí, sí. Han leído bien. Se le invitó para que se quedara en su casa, que para eso fue un dirigente franquista, pasando por alto las tres elecciones municipales en las que ha arrasado, en votos, al PSOE. No hay que entrar a defender la legitimidad y los valores democráticos de De la Torre, que se dan por sabidos, sino en el clima guerracivilista que permanece en la sociedad española, perdón en parte de la sociedad.

Quizá haya que preguntarse si hay que estar rememorando año tras año episodios dramáticos vividos en Málaga durante la Guerra Civil. ¿Qué pasaría, por ejemplo, si ahora otro grupo se dedicara a hacer un recordatorio sobre la quema indiscriminada de iglesias durante la II República? Sin duda, estaría de más. Y seguramente acudiría el mismo puñado de personas, la mayoría dirigentes políticos, que han ido al acto de la Desbandá. Este tipo de actos provoca demasiado ruido, sobre todo si se tiene en cuenta el interés real que despierta en los ciudadanos.

Con la que está cayendo, con casi 215.000 malagueños en las listas del paro, algunos dirigentes políticos siguen empeñados en enredarse con un asunto que pertenece ya o debe pertenecer a la historia, y no a la actualidad política. por cierto, el delegado de la Junta en Málaga, José Luis Ruiz Espejo, parece que es uno de los firmes defensores de la II República, pues esta semana se le ha visto en dos actos con la tricolor. En uno de ellos, portando la bandera y en otro, sentado en una mesa que estaba adornada con la citada enseña. No debe olvidar el dirigente socialista que es el representante de una institución reconocida en un Estado de Derecho cuya Constitución, aprobada con una amplia mayoría, consagra la Monarquía como forma del Estado.

Pero en el PP no deben estar tampoco muy orgullosos después de leer el blog de Antonio González. Este concejal de Rincón de la Victoria no tiene otra que pedir que se ilegalice al PSOE, porque es un partido que está al mismo nivel que los asesinos mafiosos etarras. También hizo referencia a su pasado durante la II República (otro que tal baila) para pedir tal majadería. El PP le obligó a quitar de Facebook sus reflexiones. Esta tontería ha permitido conocer al personaje. Antonio González es concejal de Empleo, Desarrollo Local, Protección Civil y Formación. Del espíritu nacional. O al menos eso parece. Hay que mirar el futuro
FUENTE DIARIO SUR