EL PROGRAMA DE CASTRO. JOSÉ AGUILAR


EL PROGRAMA DE CASTRO

Si hay andaluces inquietos por la presencia del moderado Diego Valderas en la Vicepresidencia de la Junta, ya pueden empezar a preocuparse ante la posibilidad -más bien probabilidad- de que le sustituya como máximo jefe de IU en Andalucía el portavoz parlamentario de la coalición, José Antonio Castro. A Valderas terminarán por echarlo de menos.

A cuenta del óbito del comandante Hugo Chávez, Castro ha apuntado, no como programa oculto sino público y notorio, lo que él defiende para Andalucía: un modelo como el de la república bolivariana de Venezuela a partir del cual iniciar el proceso hacia la implantación del socialismo del siglo XXI. Ahí queda eso.


Me imagino que el diputado comunista o poscomunista reivindica la parte positiva del mandato de Chávez, o sea, el haber acabado con la cleptocracia de los grandes partidos tradicionales de Venezuela y haber convertido el combate contra la pobreza y la desigualdad social en el eje de su política interna. Chávez se ocupó por vez primera de los pobres de su país y los benefició con ayudas, educación, sanidad y viviendas.

Pero el socialismo bolivariano no es sólo eso, y una valoración medianamente objetiva de su proyecto político ha de tener también en cuenta otros elementos inseparables de su construcción. Cuando José A. Castro reclama que Andalucía copie a Venezuela, ¿a qué se refiere? ¿A que después de que el precio del petróleo se haya multiplicado por diez haya cortes de luz y problemas de abastecimiento de alimentos ¿A que la moneda haya perdido casi un tercio de su valor en unos meses, la tasa de inflación sea de las mayores del mundo y la competitividad de su economía de las más bajas? ¿A que Chávez haya ganado todas las elecciones pero cercenando la igualdad de oportunidades y persiguiendo a los medios informativos privados? ¿A la inseguridad y la violencia, más altas que en Bagdad? ¿O a que la vieja derecha justamente derrotada haya sido sustituida por una nueva oligarquía -los boliburgueses los llaman allí- compuesta por las autoridades del régimen, sus familias y amigos que han acumulado grandes fortunas a la sombra del poder (a la sombra del socialismo bolivariano, vamos)?

Como ha escrito Moisés Naím, Chávez no ha dejado ni una democracia más fuerte ni una economía más próspera. Si ése es el programa de Castro, ya le digo yo que no va a ganar unas elecciones en Andalucía.
FUENTE: MÁLAGA HOY